El Campeonato de España cadete femenino ya espera a CB Villamuriel

Este domingo 19 de Mayo, el cadete femenino de CB Villamuriel buscará seguir haciendo historia en el Campeonato de España…

Read More..

El cadete masculino de Zunder Maristas inicia el Campeonato de España este domingo

Anzejs Pasecniks, entre los 15 mejores de la Liga Endesa 2023/2024

Fin de temporada brillante del infantil femenino de Filipenses, campeones de la Final a 3

J-34 Zunder Palencia cae en la pista del líder Unicaja (93-69)

20 mayo, 2024

Baloncesto con P, de Palencia claro

todo por Palencia Baloncesto

Doble triunfo del infantil femenino de Filipenses en su grupo de Copa CyL

Foto Filipenses

El infantil femenino de Filipenses disputó doble jornada de su grupo de clasificación para la Copa Castilla y León, jugando el fin de semana y este pasado martes festivo día de Castilla y León. Doble victoria y cerrarán este fin de semana esta fase.

FILIPENSES 81-30 FOTO GUTIÉRREZ 6,25

Primer partido de la segunda fase de la segunda división autonómica, donde Filipenses Baloncesto recibía al Foto Gutiérrez 6,25.

Comenzaba el partido y rápidamente las jugadoras colegiales se ponían el mono de trabajo para tratar de provocar pérdidas en las primeras líneas de pase de las ponferradinas, lo cual en los primeros 5 minutos se veía reflejado con el 17-1 en el marcador. El marcador seguía subiendo para las palentinas, hasta el 27-1, pero en los minutos finales las visitantes conseguían reducir la diferencia, acabando el cuarto con un marcador de 31-11.

Arrancaba el segundo cuarto y las palentinas no se conformaban con el resultado, sino que seguían presionando y defendiendo como si fuesen empate, siendo capaces de compartir el balón y ayudándose en defensa cuando era necesario. A la mitad de este cuarto el parcial era de 12-1, donde todas participaban en la rotación para mantener el nivel físico y de intensidad durante los 40 minutos. Llegábamos al descanso con un resultado en el electrónico de 50-18.

Foto Filipenses

La segunda parte estaba en juego y de nuevo se repetía la tónica del cuarto anterior, donde las colegiales llevaban el ritmo del encuentro, aunque las jugadoras de 6´25 se mostraban más sólidas a nivel defensivo, lo cual generaba más errores en finalizaciones para las palentinas. La buena defensa fue la clave durante todo el partido, consiguiendo encajar menos de 10 puntos en casi todos los cuartos y sin conceder parciales. El resultado en este cuarto fue de 19-8.

Llegábamos al último cuarto con partido por delante, con las colegiales dominando en el marcador y siendo casi todas capaces de anotar o de al menos encontrar buenas situaciones de lanzamientos o finalizaciones a canasta y donde a los 4 minutos de este cuarto las colegiales finalizaban el partido con el marcador de 81-30, lo cual las daba mucha confianza para empezar en esta segunda fase.

FILIPENSES 72-69 LA MAFIA BABIECA

Partido correspondiente a la segunda jornada de la segunda fase de la 2ª división autonómica, donde Filipenses Baloncesto recibía al segundo clasificado, La Mafia Babieca.

Arrancaba el partido con un ritmo frenético por parte de ambos conjuntos, esto sumado a los nervios iniciales, generó muchas imprecisiones y errores en finalizaciones que a priori, no suelen ser habituales, prueba de ello es el marcador de 6-3, en los cinco primeros minutos. Las palentinas se mantenían muy sólidas en defensa, siendo capaces de detener a la principal referencia del rival, defendiendo con brazos arriba y siendo muy inteligentes a la hora usar las manos en defensa y además siendo listas para aprovechar el bonus en ataque y tratar de ir sumando desde el tiro libre. El resultado en este cuarto fue de 16-9.

El segundo cuarto seguiría una tónica muy parecida al primero, donde el nivel defensivo y el ritmo eran muy altos, pero donde las colegiales se empezaban a encontrar a gusto ya que veían como su defensa era capaz de colapsar la zona ante las continuas penetraciones burgalesas y dominando el rebote, lo cual las permitía correr y encontrar las transiciones donde tan a gusto se encuentran. El cuarto fue un intercambio de canastas, aunque sin mucho acierto en algunas ocasiones donde parecía que la canasta estaba hecha, pero donde los nervios jugaban malas pasadas. Las palentinas conseguían despegarse al descanso con la mejor primera mitad defensiva de todo el año, llegando al final con el resultado de 33-20.

La salida al descanso prometía ser clave para el devenir del partido, ambos equipos salieron muy intensos, entendiendo la importancia del partido y donde la diferencia en el marcador no se iba a mover mucho en los primeros 5 minutos (6-7 de parcial). La mejor jugadora de las visitantes se empezaba a animar y eso no eran buenas noticias para las palentinas, ya que habían hecho un trabajo en la primera parte perfecto con ella, pero donde en este cuarto aprovechaba los errores a la hora de las ayudas (anotó 17 de los 23 puntos de su equipo en este cuarto) y donde una desconexión en las colegiales en los dos últimos minutos iba a provocar un 2-8 que metía a las visitantes en el partido, pese al buen hacer de las jugadoras de Filipenses durante 28 minutos.

El último cuarto iba a ser un cuarto donde ganaba quien tuviese más cabeza y controlase mejor esos nervios finales. Las defensas iban a ser claves y evitar que el equipo contrario tuviese 2as o 3as opciones, iba a ser crucial para el devenir del partido, de nuevo un toma y daca inicial seguía manteniendo la diferencia en el marcador, pero que se vio alterada a falta de 4 minutos para el final donde el equipo burgalés se ponía por primer vez en ventaja en todo el partido. La dinámica tenía que cambiar para las palentinas, que fueron capaces de no venirse abajo, de sacar orgullo y carácter y voltear el marcador hasta llegar a un final de infarto. A falta de 14 segundos las visitantes sacaban de fondo, tenían tan solo 4 segundos de posesión, pusieron el balón en juego y lógicamente iban a buscar a su único referente durante todo el encuentro, que además en esta segunda parte se había desatado penetrando continuamente, se jugó un uno contra 1 con un segundo realizando un tiro muy forzado en suspensión, pero consiguió encestar una canasta muy complicada y en un momento clave del partido. Las locales tenían una última oportunidad de llevar el partido a la prórroga o incluso ganarlo, que era lo mínimo para el enorme esfuerzo y trabajo ya no durante el partido, sino

durante todo el año. Sacamos de campo delantero y la responsabilidad la asumió la numero 9 de Filipenses, Julia Aguado, que pese a tener el dedo pulgar muy dolorido tras y fuerte golpe, era capaz de anotar un canastón y llevar a su equipo a la prórroga.

La prórroga fue el final perfecto para este partido no apto para cardiacos. Estaba claro que el equipo que fuese capaz de controlar los nervios se llevaría el gato al agua. Las colegiales lo tenían claro, tratar de frenar a su mejor jugadora les daría muchas opciones de ganar. Fue un continuo intercambio de canastas, donde ambas jugadoras de ambos equipos encontraban fuerzas para seguir luchando por cada balón y tirándose al suelo como si fuese el último segundo de partido. Con ambos equipos en bonus desde el principio de la prórroga, el tiro libre sería un factor clave y así fue, ya que con tanto intercambio, a falta de 27 segundos, Filipenses ganaba de un punto y la jugadora 99, Coral Mancho tenía la oportunidad de casi sentenciar el partido a favor colegial con dos tiros libres, que cuanto menos no todo el mundo tendría la cabeza fría para lanzarlos como los lanzó la palentina, consiguiendo anotar ambos y dando una diferencia importantísima en el marcador. Las jugadoras de Babieca se lanzaron desesperadamente a tratar de anotar una canasta, pero las jugadoras locales dieron hasta el último aliento para frenar ese último empujón burgalés, consiguiendo encima rebotear a falta de 14s para el final. Las jugadoras visitantes llegaban tarde las líneas de pase sin hacer falta, con lo que las colegiales solo tenían que hacer correr el tiempo pasándose la pelota, pues si le quedaba algo de emoción al encuentro las jugadoras de Filipenses llegaban a lanzar hasta dos veces a canasta lo cual puso los corazones en un puño de todo la grada y banquillo, pero que finalmente sonaba la bocina que marcaba el final donde Filipenses Baloncesto conseguía llevarse un partido épico por 72-69, consiguiendo la clasificación para la Final a 3 de la segunda división autonómica, ante un rival muy duro, que les puso las cosas muy complicadas durante todo el encuentro.

Quería hacer una mención especial a todas las jugadoras, independientemente si participaron más o menos en el encuentro o si no estaban convocadas ya que se dejaron la vida en luchar cada balón, animar en los momentos buenos y sobre todo en los malos y siendo un equipo del minuto 1 al 45.