Importantísima victoria frente a Isla de Tenerife Canarias, un rival de la zona alta. Buen juego y alta concentración de los chicos de Lezkano que demostraron su capacidad para vencer a cualquier rival.Un resultado que debe aumentar la confianza de la plantilla de Palencia Baloncesto.

Palencia Baloncesto 78     Isla de Tenerife Canarias 71

Vota al MVP de Palencia en el Trofeo Basket Morao

Estadisticas FEB

No parecía el mejor día para revivir en la competición para Palencia Baloncesto.

Se presentaba un rival que la jornada anterior había “machacado” a Aguas de Sousas, un conjunto con un potencial enorme y cuya forma de jugar al baloncesto en nada beneficiaba a los de Natxo Lezkano.

A esto debíamos sumar la presencia de unos colegiados cuyos antecedentes hacían esperar lo peor y un equipo local desconfiado de su propio Haanpaapotencial. Un equipo que ha jugado maniatado por su propia ansiedad los encuentros frente rivales de la zona baja y al cual cualquier revés en forma de actuación arbitral le pesa como una losa.

Ante esas circunstancias la directiva programó la foto con la cantera propiciando un gran ambiente y la Peña Basket Morao había solicitado el apoyo de los asistentes para arropar al equipo.

De esta manera el equipo de Natxo Lezkano comenzó arropado por el público y con la sorpresa de incluir en el quinteto inicial a Sergio Olmos. Merecido premio a su labor en los últimos partidos. Todo comenzó con el guión de los partidos anteriores. Nervios y errores que impedían a Palencia Baloncesto poner distancia en el marcador. Hasta que Bravo anotó el primer triple, en un partido en que volvimos a ver al capitán marcando diferencias. Después Moss y Haanpää se sumaron a la fiesta. El finés a pesar de fallar sus dos primeros triples no se amilano y puso a los locales con una diferencia de sietes puntos (17-10) aunque al final del cuarto queda establecida en un 21-17 gracias a una gran acción de Samuel.

Entre cuartos entraron en acción los que siempre quieren ser protagonistas, para amenazar al delegado palentino con una técnica, a Haanpää si volvía a acabar en el suelo.

Curioso, cuando la primera ocasión fue una falta clarísima tras triple y en la segunda el jugador cayó al suelo por realizar un lanzamiento muy forzado.

El segundo cuarto fue el mejor del partido para Palencia Baloncesto. San Epifanio asumía la dirección del equipo y Haanpää era sustituido por Clark. Mientras que Edgar cumplía la difícil misión de sustituir a Garrido, el americano aprovechaba bien sus minutos con buenas acciones a pesar de sus problemas físicos. Pero lo mejor del equipo fue la defensa y la colosal labor de Moss y Frost que convertían la zona palentina en inexpugnable. Se llegó al descanso con la máxima ventaja local 41-29.

En el tercer cuarto Palencia Basket no se arrugó ante la ofensiva de Isla de Tenerife Canarias que basó todo su arsenal en el juego de Chagoyen, Yañez o Guillen, básicamente desde la línea de treLezkano felizs puntos. Ya que los pívot locales cerraban bien su zona defensiva. Ni tampoco la bochornosa actuación de Garmendia Zorita y Pinela García que durante muchos minutos fueron los que mantuvieron a los tinerfeños en el partido. A destacar la falta señalada a Navajas que lo único que hizo fue llevarse un codazo en la boca. Fue el cuarto en que Garrido destapó el tarro de las esencias con acciones de mucho mérito y en el que Carles Bravo dejó clara toda su calidad.

Un cuarto de muchos puntos pero en el que los locales mantenían la ventaja de doce puntos.

El último cuarto se presentaba no apto para cardíacos y así fue. San Epifanio volvió a la dirección del equipo y protagonizó acciones espectaculares como un tapón y una canasta tras rectificado en el aire.

Aun así su trabajo no fue fácil ya que en el último cuarto los isleños tenían licencia para defender al limite (o mas allá) del reglamento. Entre acciones polémicas y lanzamientos exteriores acertados por los tinerfeños, la diferencia se fue reduciendo hasta los cuatro puntos. Pero ayer nadie se descentró, todos jugaron con la cabeza muy centrada y a falta de unos tres minutos Lezkano introdujo su cinco de gala, para cerrar el partido y llevarse una sufrida, pero merecida victoria.

Victoria en la que todos y cada uno de los jugadores pusieron su granito de arena y que corrobora la idea de que este equipo cuando juega centrado, es capaz de plantar cara a cualquiera.

Imágenes del encuentro


Cargue Artículos Más Relacionados
Cargue Más Por BauHauss
Cargue Más En Noticias Palencia Baloncesto
Comentarios cerrados

Mira además

Sergi Pino fue determinante ante su ex equipo

Fue un partido lleno de acciones espectaculares, y el final puso el foco sobre el triple d…