Palencia Baloncesto vence a Huesca en un encuentro en el que lo mejor es el resultado y comenzar la temporada como local con victoria. Muchísimos problemas en el rebote.

Palencia Baloncesto 74 – LOBE Huesca 70

Estadísticas

Vota al mejor en el Trofeo Basket Morao al mejor de Palencia

Muchos problemas en el rebotePrimera victoria de la temporada de Palencia Baloncesto y primera como local. Hasta aquí la lectura es sumanente positiva y el comienzo ya es de por sí mucho mejor que la temporada anterior.

A partir de aquí el partido hay que valoralo en su justa medida y ver que por parte de ambos equipos no ha sido un encuentro precisaente bonito y sí el típico partido de dos equipos que buscan todavía conjuntarse, con su fallos y aciertos y en el caso de Palencia con un problema que puede ser preocupante de cara al futuro: rebote. 17 rebotes ofensivos concedidos a Huesca, son muchas segundas opciones de tiro en un encuentro que Palencia podía haber dominado y haber llegado al final con menos sufrimiento.

Palencia salió bastante bien plantad a pesar de la primera canasta de Huesca por parte de Servera que estuvo desaparecido el resto del partido. Hubo que esperar un par de minutos para ver la prmera canasta de Palencia por parte de O’Leary pero a partir de ahí Palencia supo aprovechar los errores en Huesca ataque de (Huesca no aprovecha los nuestros) y ponerse con un 7 a 2 que obligaba a Angel Navarro a pedir tiempo muerto.

El tiempo muerto parecía dar alas a los visitantes que de la mano de Montañana y Leonavicius, lograban un 4 a 0 que resultó lo mejor de los oscenses en el primer cuarto. En la recta final de este primer cuarto, Jeff Xavier entraba en liza y dos triples consecutivos del americano más otros 5 puntos de Bravo, permitían a Palencia llegar al final del cuarto con 24 a 16 y buenas sensaciones de los palentinos.

En el segundo cuarto Palencia siguió controlando el partido e incluso todavía el rebote. Ni las continuas rotaciones de Huesca ni algunas pérdidas absurdas en saques de banda eran aprovechadas por los visitantes que incluso veían como Palencia lograba ampliar la ventaja hasta los 13 puntos al descanso. Con los fallos y todo, Palencia parecía muy superior a Huesca.

Tras el descanso todo el mundo estaba espectante ante la habitual pájara de los palentinos pero sin embargo un 10 a 0 con puntos de Bravo y Moss, hacían presagiar que la victoria estaba muy cerca y que el partido se podía romper con los 17 puntos de renta que se lograban (47 -30).

El obligado tiempo muerto de Angel Navarro despertaba de su letargo a los pivots visitantes que se hacían dueños de ambos aros y además aumentaba la agresividad en defensa de Huesca y poco a poco, ayudados por la cuarta personal de O’Leary, iban reduciendo la ventaja hasta acabar con 11 puntos al final del cuarto (67 – 56).

Xavier fue de lo mejor. Swantson estrenó look por su conjuntivitisCon O’Leary en el banquillo con sus 4 personales, el juego interior palentino sufría lo indecible con Diouf y Renan incapaces de asegurar el rebote y eso lo aprovechaba Jan Orfila, duda hasta el final, para empezar a engrosar sus estadísticas. Hasta ese momento Orfila llevaba 9 puntos y acabaría el partido con 20, y con 5 rebotes llegaba al final del cuarto para acabar con 14. Demasiada sangría en el juego interior que se veía agrabada por la escasa agresividad defensiva, tal vez por el cansancio o por ver el partido sentenciado antes de tiempo.

Mediado el cuarto un par de acciones consecutivas de Bravo llevaron los murmullos a la grada, precipitación por parte del alero que realmente ha sido de lo mejor del partido de Palencia, pero que en esos momentos puntuales del partido debió llevar el partido a un juego más tranquilo por parte colegial. Aun así sus acciones individuales desatascaron los ataques de Palencia.

Sin muchos argumentos por parte de Huesca, fueron recortando hasta ponerse con solo 4 puntos de desventaja pero un triple de Garrido más una entrada a canasta por parte del base catalán permitían recuperar la tranquilidad aunque de ahí al final, todavía se tuvo que sufrir. Finalmente lo importante, la victoria.

Lo mejor: La victoria ha sido lo mejor de un partido que los entendidos dirían “horrible por ambas partes”. Por Palencia a destacar el poder anotador de sus jugadores exteriores Bravo y Xavier, más la exagerada fuerza en ocasiones de O’Leary (espectacular mate que levantó a la grada) que le lleva a cometer demasiadas personales. Por parte de Huesca, un desconocido (en su juego) Jan Orfila, fue una pesadilla para los interiores palentinos.

Lo peor: Demasiados fallos tontos en ataque, con fallos incluso infantiles y los problemas en el rebote que ante un equipo más conjuntado o con algo más de calidad, nos hubieran costado una derrota clara.

Imágenes del encuentro


Cargue Artículos Más Relacionados
Cargue Más Por Baloncestoconp
Cargue Más En Noticias Palencia Baloncesto
Comentarios cerrados

Mira además

Urko Otegi sigue siendo el líder en la pista

El domingo Chocolates Trapa Palencia sumó una nueva derrota en un partido en que con un po…