IMG_0362No eran buenos los prolegómenos en Sevilla puesto que la afición palentina que se desplazaba a Sevilla, tenía problemas en su vuelo y llegaba a la capital hispalense con muchos retraso. Para compensar estas penurias, la directiva de Chocolates Trapa Palencia y la empresa POBES, tomaron la decisión de poner a sus disposición el autobús oficial del equipo para que llegasen al partido lo antes posible.
Tampoco en la pista las cosas iban bien, puesto que el capitán Urko Otegi se lesionaba en el calentamiento y no podría tomar parte del partido. Aun así el inicio palentino era bueno, con un excelso Vasturia que dejo muestras de su enorme clase. La ventaja visitante pronto llegaba a los 10 puntos gracias a dos canastas seguidas de Koné (11-21) mediado el primer cuarto. Aunque los béticos reaccionaban rápidamente con un parcial de 6-0 para ajustar el marcador (17-21), para acabar esos primeros 10 minutos con una corta ventaja visitante (21-24).

IMG_0422

Aunque el inicio del segundo parcial no fue malo (21-27) enseguida comenzó a funcionar la maquina bética para dar la vuelta al marcador (28-27) de la mano de Pablo Almazán, y ahí comenzó la pesadilla palentina. La mejor versión de la temporada de jugadores como Stainbrook absolutamente dominante en la pintura (haciendo daño desde poste bajo con puntos o repartiendo juego), Pablo Almazán (que había tenido un inicio de temporada flojo) y de Malmanis (del cual se esperaba mucho en Sevilla, pero hasta esta partido estuvo desaparecido) desarbolaba a los visitantes y todo esto se producía al ritmo que marcaba Dani Rodríguez, que fue de menos a más durante el partido.
El 44-37 del descanso no era preocupante, pero si las sensaciones de juego que transmitía el Real Betis Energía Plus, que a partir de una buena intensidad defensiva (y de su profundidad de banquillo) estaba jugando con gran ritmo y fluidez.

IMG_0406

El segundo tiempo del Real Betis “All-Star” Energia Plus fue un tortura para el equipo de Alejandro Martínez que veía como se iba abriendo distancia (por encima de los 10 puntos) y se veían incapaces de recortar, mientras que dentro de un buen juego coral, Dani Rodríguez campaba a sus anchas y con un fluidez anotadora que ponía al su equipo +10 (63-53) tras 8 puntos casi consecutivos. Pero no solo de uuego ofensivo vivía el equipo local, puesto que hacia gala de una intensidad defensiva que cortocircuitaba el juego visitante. Y aunque el (70-56) con el que finalizo el tercer cuarto, podría ser asumible, la distancia se abrió hasta los 20 puntos (tras una canasta del “renacido” Malmanis) nada más iniciarse los últimos diez minutos y con un equipo verdiblanco ya en plan exhibición, lo que supuso una losa importante (a nivel mental) para Chocolates Trapa Palencia, que se dejó en Sevilla su liderato liguero y que probablemente pierde también su capitán para el partido del próximo miércoles ante Iberojet Palma.