Rafael Huertas (Córdoba, 2 de agosto de 1984) guarda un grato recuerdo de su breve etapa como jugador palentino. “Fue una etapa breve pero de la que guardo muy buenos recuerdos. Palencia Baloncesto se portó muy bien conmigo, es un club honrado y en Palencia se vive muy bien. No puedo tener la mas mínima queja, de hecho tengo amigos en la ciudad y en el club”.

El 28 de diciembre de 2014 los aficionados palentinos se levantaban con dos noticias sobre baloncesto en la prensa local. La clasificación para disputar la Copa Príncipe 2015 como local y la marcha de Rafa Huertas a Gipuzkoa Basket. Para muchos por el contexto deportivo y la fecha en que se produjo, parecía la inocentada deportiva del día.
En realidad no era tal, una vez finalizado el partido frente a Leyma Basquet Coruña, “en el vestuario se lo comuniqué a mis compañeros, fue una mezcla de sensaciones: alegría por la clasificación para la copa y el saber que me marchaba de Palencia. El partido lo viví normal, intenté olvidar las negociaciones de la tarde anterior y jugar lo mejor posible. Tanto yo, como mi agente y la directiva creímos que lo mejor era no hacerlo publico antes del partido para que todos estuviésemos centrados en el objetivo”.

IMG_7152En la entrevista que aquí publicamos al conocer su marcha a San Sebastian, Rafa confesó su deseo de estar presente en el pabellón el día de la final, “pero fué imposible. El calendario coincidió con un partido fuera de San Sebastián. Aunque la vi en el hotel, con el ordenador. Seguí el partido con ilusión, como si aún estuviese allí, me sentía como un lesionado que ve a su equipo desde el banquillo. Sólo llevaba un mes fuera de Palencia y me sentí participe de aquel triunfo”.

Aunque solo jugó 3 meses con la camiseta de Quesos Cerrato, jugadores y aficionados destacaron su aportación al juego del equipo, aunque sus actuaciones no siempre tuviesen un reflejo claro en la estadística. “Llegué tarde, con la pretemporada ya iniciada e intenté acoplarme a lo que estaba haciendo el equipo. Sabia lo que podía aportar y agradezco que mis compañeros y el entrenador considerasen importante mi aportación al juego del equipo. Sí me sentí importante, aunque a veces los números no reflejen todo lo que haces en un partido”.

_DSC0567La oferta de un equipo ACB siempre resulta irrechazable para un jugador que compite en LEB, en este caso Huertas lo tenía claro. “Fuí con el objetivo de jugar minutos, tenía claro que si hubiese recibido una oferta para estar la mayor parte del tiempo en el banquillo jamás me habría ido de Palencia. Y aunque un jugador siempre desea jugar más, estoy satisfecho con mi aportación, siempre tuve minutos, salí titular en varios partido y jugué momentos importantes. Así que no me puedo quejar”.

Pero al igual que le sucedió en Palencia llegar tarde a un equipo siempre es un hándicap.
Rafa Huertas llegó a San Sebastián cuando el equipo llevaba 3 meses de competición, “y el primer mes siempre andas aun buscando tu sitio en el equipo, adaptándome y sobre todo tratando de coger los conceptos. Iba con los conceptos de juego de Natxo Lezkano en Palencia y Jaume Ponsarnau tiene otros absolutamente distintos. Hay que asimilarlos rápido y también los sistemas que los compañeros llevan ya tres meses trabajando. Aunque no me supuso ningún problema por que soy una persona que se adapta bien a los cambios.”

Finalmente deportivamente las cosas no fueron tan bien como esperaba debido a que “el objetivo era la permanencia. Cuando llegué la dinámica era mala y el equipo estaba en línea descendente pero entrenábamos bien durante la semana, pero finalmente descendimos en la última jornada. La situación fue rocambolesca puesto que el último clasificado (Manresa) ganó al Real Madrid que acababa de ganar la Euroliga, en Madrid y eso nos dejó mal sabor de boca.”

IMG_0200Y tras su paso por la ACB vuelve al Marta Domínguez con la camiseta de un San Pablo Inmobiliaria “sin un objetivo deportivo definido. Ha sido un proyecto que ha surgido de forma inesperada y llevamos semanas de retraso en comparación con otros equipos.
A nivel personal me centro en recuperarme de la lesión, coger ritmo y ayudar en todo lo posible a mi equipo. El otro día fueron mis primeros minutos desde el 17 de mayo que jugué contra el CAI de Zaragoza, son muchos meses sin jugar”.

La pasada jornada disfrutó de los primeros minutos con el equipo búrgales puesto que se había lesionado en la pretemporada “haciendo pesas en el gimnasio, fue una cosa rara. Todo el mundo creyó que había sido una lesión grave en el hombro, fue algo tan doloroso que me mareé. Afortunadamente tras las pruebas se descartó una lesión articular con todo lo que supondría de operación y mucho tiempo de baja. Finalmente la rotura muscular en el pecho, han sido 4 semanas de cicatrización, aunque aun me duele en algunos gestos y tengo menos fuerza en ese brazo, la evolución esta siendo buena. La verdad es que es un músculo que se usa más de lo que creemos y cualquier movimiento de ese brazo produce dolor”.

Y ya toca hablar del partido de mañana y aunque ambos equipos se han enfrentado en la final de la Copa Castilla y León, ese partido aun en pretemporada no servirá de referencia. “Ni ellos ni nosotros somos los mismo que en esa final, ya que el partido será completamente diferente. Palencia tiene un equipazo, con una plantilla completa, una rotación muy larga y con jugadores de calidad en todas las posiciones. Para poder ganar debemos defender fuerte y cometer pocos errores. El factor determinante va a ser la defensa, quien logre frenar el ritmo del rival e imponer el suyo se llevará el partido. Creo que será disputado hasta el final y eso es bueno para la afición”.

Sobre la afición de Palencia afirma que “todo el mundo se portó muy bien conmigo el año pasado y me tratan con mucho cariño, que es algo que agradezco. Así que espero un buen recibimiento”.


Comentarios de Facebook

También te podría gustar

Sani Campara nuevo base de Palencia Baloncesto

Palencia Baloncesto se ha hecho con los servicios de una de las mayores promesas del baloncesto europeo. Sani Campara, perteneciente a la cantera del Real Madrid jugará a las órdenes de Joaquín Prado esta temporada.