El equipo burgalés acabó como tercer clasificado con una actuación estratosférica de Tillman, 27 puntos, 13 rebotes, 5 tapones y 37 de valoración.

Ford Burgos 75 – Baloncesto León 65

Estadísticas (PDF)

Tillman con el 15, imparableSin duda este Ford Burgos va a dar mucho que hablar en la Adecco Oro. Ya tuvo en su mano la victoria ante el Blancos de Rueda en semifinales, y el partido por el tercer y cuarto puesto demostró que hoy por hoy es uno de los máximos favoritos para el ascenso.

Comenzó Burgos dominando con un 5 a 0 de salida que parecía evidenciar la diferencia que podría darse al final del partido y todo ello con un jugador que marca diferencias como Jerome Tillman, ¡qué partidazo!.

Aunque era Burgos el que dominaba el ritmo del partido y del marcador, León a pesar de sus carencias lograba mantener las distancias hoy con Quezada y Julio González al nivel que se espera de ellos. Burgos no era capaz de elevar la diferencia y a tirones, con cierta irregularidad, llegaba al final de cuarto con 5 puntos de ventaja, 24 a 19.

El partido se animaba en el comienzo del segundo cuarto. León aprovechaba un parcial de 8 a 0 para empatar el partido a 24, impidiendo anotar a los que actuaban como local durante casi tres minutos.

Casadevall se veía obligado a pedir tiempo muerto y con Darren Phillip menos productivo, los de Casadevall se fijaban en Tillman que superaba una y otra vez a los pivots de León, incapaces de frenar al norteamericano.  Un parcial de 8 a 0 elevaba las diferencias hasta los 12 puntos (39 a 27) pero tras tiempo muerto de Javi de Grado, los leoneses lograban recortar diferencias con canastas de Quezada, 42 a 32 al descanso. Había partido.

A la vuelta de vestuarios Burgos volvió a salir con fuerza y comenzó a dominar más si cabe el juego y alcanzando la máxima diferencia del partido, 17 puntos. De Grado, tenía que volver a pedir tiempo muerto y con Bernabé en cancha, León apretaba en defensa para recortar el marcador a las diferencias que se habían establecido durante todo el partido, 10 u 11 puntos.

En el cuarto final, León siguió intentándolo, consciente de la inferioridad en el juego interior pero con buen trabajo defensivo, y a pesar de Tillman, lograban contener las diferencias y llegar al final del partido con un 75 a 65 merecido para los de Casadevall.

Con jugadores como Tillman, capaces de anotar 27 puntos, capturar 13 rebotes y realizar una valoración de 37, las posibilidades de lograr el objetivo del ascenso para Burgos crecen como la espuma.

Imágenes del encuentro